13 noviembre, 2014|SALUD|

antes_colon-300x229colon_despues-300x229

En las imágenes anteriores podemos observar la diferencia entre un colon sucio y limpio.

 

El colon es el basurero del cuerpo, por el pasan la mayoría de los desechos que  generamos. Tras años de una incorrecta alimentación se convierte en un verdadero pozo negro que nos va a provocar gran cantidad de enfermedades y nos intoxicará y ensuciará nuestra sangre.

78023233_XS

Aunque visitemos el baño cada día, restos de materia fecal se van acumulando en las vellosidades intestinales, las bacterias fecales hacen una parte del trabajo de limpieza pero pueden quedar restos que se solidifican y hacen que el diámetro del intestino disminuya, las toxinas en descomposición pasan a la sangre y perjudican otros órganos vitales, como el cerebro, riñones etc.

Al principio nos avisa con dolores de cabeza, cansancio, mal color de piel, mirada apagada, pesadez, somnolencia, las articulaciones se hacen dolorosas, aparecen reumas,  enfín dolencias que se achacan a la edad pero que tienen su orígen en un colon sucio.

Cuánto más tóxico sea tu cuerpo, más difícil es perder peso, de acuerdo con Ann Louise Gittleman, autora de “The Fast Track One-Day Diet Detox”. El cuerpo humano está diseñado para librarse de toxinas, pero puedes sentirte abrumado por el enorme volumen. Algunos suplementos, como la cáscara de psylio y la arcilla de bentonita, pueden apoyar a la desintoxicación y la pérdida de peso

¿Como limpiamos el colon?, pues hay diferentes métodos, la llamada hidroterapia de cólon, que necesita de varias sesiones para hacer la limpieza completa y se ha de hacer en un centro con aparatos especializados y otra más sencilla y casera porque la puede hacer desde su propia casa.

La sobrecarga de toxinas daña varios procesos en el cuerpo, incluyendo el metabolismo, dice Gittleman. La fibra de psilio absorbe la humedad y se hincha en el colon, ayudando a facilitar las deposiciones y la eliminación de toxinas. La arcilla de bentonita absorbe las toxinas y quita años de material acumulado en en el colon, según Jacqueline Krohn y Frances Taylor, autores de “Natural Detoxification”.

 

Se han de utilizar tres elementos :  Bentonita hidratada, que es una arcilla con un poder altamente astringente, es decir que puede absorver 5 veces su tamaño a base de retener toda la sustancia fecal en descomposición que pueda haber en el intestino delgado y grueso. Hemos de ayudar el proceso con una semilla de una planta  (Psylium) que es muy rica en fibra y a la vez  facilita el tránsito por su estado gelatinoso.

El proceso es el siguiente: en un vaso grande agua  poner una cucharada de postre con bentonita y otra de psyllium, remover bien durante  1 minuto y beber, si lo necesita puede beber otro vaso de agua después.  Esto hay que hacerlo al menos una hora y media después de una comida y dos horas antes de otra, es decir ha de hacerlo en intervalos entre comidas, por ejemplo a media mañana y a media tarde.  Esto hasta el día 6, al 7º día hacerlo 4 veces durante al menos 1 mes,(es decir un día por semana) si nota que aún no ha acabado el proceso puede hacerlo hasta un máximo de 2 meses.

Esta limpieza puede hacerla cada dos años, entonces solo necesitará un mes para realizarla.  Una vez hecha la primera vez, notará que muchos de sus síntomas desaparecen o van remitiendo. También es la mejor prevención que puede hacer para el cáncer de colon, el segundo por su incidencia.

Precaución

En algunos casos, una limpieza de colon con psilio y arcilla puede causar estreñimiento. Tomar vitamina C o magnesio puede ayudar, según Krohn y Taylor. Además, el psilio puede causar hinchazón o gas e interactuar con algunos medicamentos, advierte la University of Maryland Medical Center. No tomes psilio si tienes dificultad para tragar o tienes enfermedad del riñón.